25 de mayo de 2022

Las antiguas escuelas de Congosta

 Ordenando el otro día unas fotos, me encontré con unas cuantas de las antiguas Escuelas Nacionales de Congosta que ahora albergan las dependencias municipales. El edificio está en la Calle Calzada, junto a la Ermita del Rosario, muy cerquita de la plaza elevada del pueblo y allí se podía leer el cartel de Escuelas Nacionales hasta que se arregló el edificio.

Foto que saqué en 2003 donde se ve perfectamente el cartel de Escuela Nacional. En la foto de abajo, cogida del antiguo foro de Congosta, se ve a los alumnos con su profesora, la ayoína Dominga Lobato Delgado, que daba clase en este lugar.


Congosta, como pedanía que es de Ayoó, no tiene ayuntamiento propio, pero si locales municipales donde hacer los trámites pertinentes. Hace unos años se arregló el edificio y así luce ahora.



Foto de agosto de 2014

Foto de 2016


El local que hay en la parte de abajo, desde hace unos años, se usa como centro de reunión, se juega a cartas, que se organizan juegos, sobretodo desde que cerró el bar de Regina, en el casco urbano del pueblo.

Verbena en Julio del 2016


15 de mayo de 2022

Paseo a Felechares (2): La ermita de Santa Elena

El final de nuestro paseo estaba en la ermita de Santa Elena, una pequeña construcción en el monte, donde se encuentra una imagen de la Santa que tiene mucha historia. 














Según se cuenta, la ermita pertenecía a un pueblo llamado Tabarilla que, esto tiene que ver con otra leyenda, desapareció. Se disputaban la ermita y la santa entre Felechares y Pobladura, ambos pueblos de la Valderia que están en la cercanía de la ermita. Se cuenta que en la disputa medió el Obispo, que mandó medir la distancia desde la torre de la iglesia de cada pueblo con la ermita y que ganó Felechares por muy poca distancia. Unos lo medían en "varas", otros en "galochas", pero ese pueblo se quedó con la santa.

En el artículo de la Fundación Joaquín Díaz, "Leyendas, creencias populares y otros etnotextos de las comarcas bañezanas: relatos de una tradición oral viva", de Jose Luis de las Heras Alija, se recogen testimonios de vecinos tanto esta disputa como la desparición del pueblo al que pertenecía la ermita, Tabarilla:

La disputa entre varios pueblos por la pertenencia de una ermita, o una efigie divina podía ocurrir en su hallazgo, o en otras ocasiones, cuando desaparecía el pueblo al que pertenecía. Así, en plena comarca de la Valdería, Felechares ganó a Pobladura en la disputa que ambos pueblos tuvieron por la propiedad de la ermita de Santa Elena, que perteneció al desaparecido pueblo de Tabarilla. Disputa muy sonada en toda la comarca. Así nos lo narraba Plácida García García en San Félix de la Valdería.

Tabarilla era de un pueblo que había, pues como Felechares, más grande o más pequeño, pero desapareció, el pueblo ese se perdió. Como Calzada, otro que llamaban Santa Marina también desapareció. Y ese pueblo pues tenían una Virgen que la tienen en el monte, en el alto, que es Santa Elena, era de Tabarilla, y cuando desapareció Tabarilla pues Felechares quería la santa y Pobladura también la quería. Unos decían que era de Pobladura y otros de Felechares. Y decían que habían medido el terreno a pies y que por dos pies había ganao Felechares la Virgen. 

De esta leyenda existen múltiples versiones, como la que dice que el terreno fue medido por varas, recogida en Felechares de la Valdería a Eleuteria Aldonza García, natural y vecina de Felechares:  Al marchar la mitad del terreno de Tabarilla quedó pa este pueblo, y la otra mita pa Pobladura, y Santa Elena también las querían los de Pobladura, pero decían que habían echao a suertes a varas, ahora decimos a un metro, antes a varas. El pueblo que más cerca quedara era Santa Elena pal pueblo. Recto quedaba más cerca Pobladura, pero por el camino, quedaba más cerca este. Y claro quedó pa este pueblo.

Sobre el final del pueblo de Tabarilla, en este artículo se recoge lo que ha ido pasando de unos vecinos a otros: 

Como todo tiene su final, Tabarilla también tuvo el suyo, y como en la mayoría de los despoblados tiene su correspondiente leyenda para explicar su desaparición. La primera de ellas la recogimos a Plácida García García, quien a su vez la aprendió de su madre. Dice lo siguiente:

(¿Por qué se perdió el pueblo de Tabarilla?) Se perdió porque yo lo oí a mi madre, a otro se lo oiría, que había un gallo y que había puesto un huevo en la torre, y aquel huevo había criao un brugo, y con aquel brugo había desaparecido el pueblo.






Sea como fuere, la imagen de la Virgen de Santa Elena se venera con pasión en Felechares. En un blog llamado "Leonesando" cuentan cómo se prepara la fiesta: 

Comienzan los preparativos diez días antes. Ese día que es viernes hacia las seis de la tarde las jóvenes suben a la ermita para vestir a la Santa y las acompañan todos los niños y niñas de la escuela. Al día siguiente se va en procesión a la ermita.Una vez allí, se rezan cuatro padrenuestros uno en dirección a cada punto cardinal y se baja con la Santa, vestida con sus mejores galas, hacia la iglesia rezando el rosario. En la iglesia se hace la novena en la que cada día se reza y se canta a la Santa.

El día de la fiesta a mediodía, se lleva de nuevo la imagen de la Santa en procesión de regreso a la ermita. En esta procesión algunas personas que están o han estado enfermas llevan puestas las "mortajas" como ofrenda. Estas "mortajas" son unas vestimentas que están en la ermita desde hace más de un siglo, donaciones de personas que se han curado por medio de Santa Elena.

Una vez de regreso con la Santa dan tres vueltas a la ermita y colocan la imagen en el interior, en el lugar que siempre ha ocupado. Dedican unos momento a hacer sus peticiones a Santa Elena y a darle las gracias por los favores recibidos. A partir de ese momento la fiesta sigue en las eras que rodean la ermita. 

Festividad de Santa Elena en 2012. Foto Diario de León.

Pendones en la fiesta de 2017, foto recogida del blog del Ti Joaquín

Foto tomada del Google Maps, de la fiesta de este año, 2022

En Youtbe he encontrado un video de los cánticos que se le dedican a la Virgen. Quién lo escuche verá la similitud de la tonada con los que se hacen en Ayoó... primos hermanos.



Sobre la imagen de la santa, aún hay una leyenda más, transcribo la que he encontrado en el blog LeonesandoCuenta la leyenda que en Felechares hace muchísimos años quisieron robar la imagen de Santa Elena. Era un día de lluvia y para trasladarla los ladrones, habían llevado un carro con vacas. Una vez que tuvieron la imagen en el carro, al intentar moverlo, se hundía más y más en el barro, se dice que era por lo mucho que pesaba la Santa, por lo que fue imposible moverla del lugar. Los ladrones no tuvieron más remedio que colocar de nuevo la imagen en su  lugar, dentro de la ermita.



En el artículo de la Fundación Joaquín Díaz se habla así de lo que se encuentra en al ermita: durante siglos las gentes de Felechares llevaron a la santa, viéndose en la ermita multitud de objetos de cera, cuadros, fotografías, etc. Otros ofrecimientos eran los de los ramos, adornados con velas y cintas que se llevaban a la ermita en la procesión, el día de la fiesta de la santa. Asociado al ajuar de la santa existía en Felechares una hermosísima costumbre de la que de nuevo Eleuteria nos da relación:

Y antes, y yo ya también cuando era una chavala, la ropa de Santa Elena, los que iban a la mili, unos llevaban el manto pa casa, otros llevaban un medallón que tiene... Todos querían llevar algo pa casa, pa tenerlo durante el año.


Foto cogida del Google Maps

Foto de Fernando VL en el facebook de Felechares.

Foto de Fernando VL en el facebook de Felechares


Según el santoral, Santa Elena es el 18 de agosto, pero en Felechares se celebra en mayo, en torno a la fiesta de la Cruz, del día 3 de mayo. Esto he leído en una página sobre el pueblo en Webvecindario

Cuando dicha Santa encontró la Cruz de Cristo, mediante el milagro de las tres cruces (en el que Santa Elena al encontrar las tres cruces tocó a una niña que habia muerto y solo al tocar con "la Cruz del Salvador" la niña resucitó), y se celebra el primer domingo de mayo. 

Además de la parte religiosa de la fiesta, en las campas aledañas a la ermita se celebra el baile, fiesta (enfrente hay un corral para el ganado y allí tienen montado un enorme bar de los mozos para la celebración) y sobretodo es conocida por la celebración de  pruebas de motocross. De hecho, se ven las marcas de la prueba en los terrenos de alrededor. 






Este año, tras dos años sin celebrarse la fiesta por la pandemia, han vuelto los devotos y las motos a esta zona. Estas son algunas fotos que he encontrado en la red:






Como se ve, la celebración de Santa Elena se hace por todo lo alto. 


9 de mayo de 2022

Paseo a Felechares (1)

Suelo poner aquí los paseos que doy con Perafondo por los alrededores de Ayoó. No había sacado esta bonita caminata que nos dimos hasta la linde con Felechares. Un paseo bastante fácil, que en la ida picaba para arriba, eso sí, con caminos recién hechos o recién reformados, y que nos llevó hasta la ermita de Santa Elena, en las cercanías del pueblo. En este primer episodio pongo fotos de esta ida.





En el camino se nos acercaron a la carrera dos imponentes mastines de los que cuidan el rebaño de vacas de Valseco. La verdad que dan un poco de respeto, porque si van con malas pulgas... pero no era el caso, para nada, solo querían unos mimos y saludar.









La ruta es muy sencilla: Tirar por el camino que va desde el Tiar hacía arriba, hasta pasar por la Granja de Dani y toooodo recto por él. 

Como a seis kilómetros, tras atravesar La Chana, llegamos a un corral de ganado en el monte, muy cerca de una gran encina con troncos en circular.















Ya estamos a un paso de la zona de la ermita.